La Solidaridad con Cuba debe movilizarse ante operación para minar agenda de diálogo Cuba-EEUU

Comunicado sobre los últimos ataques a la Revolución Cubana elaborado por las asociaciones internacionalistas Euskadi Cuba y Asociación Valenciana de Amistad con Cuba José Martí, al que nos adherimos.

Denunciamos que el MSI, presentado como colectivo de “artistas independientes”, colabora de manera pública, notoria y declarada con la Embajada de EEUU en La Habana, recibe financiamiento desde sus programas federales, apoya el bloqueo económico y las sanciones que tratan de asfixiar al pueblo cubano, y colabora con la Casa Blanca en sus campañas de difamación, por ejemplo, sobre la cooperación médica cubana en el mundo.

Repasemos los hechos de estos días. El pasado 27 de noviembre, un pequeño grupo de artistas jóvenes realizó una protesta, sin incidentes, frente al Ministerio de Cultura de Cuba, en apoyo a varios de los integrantes del MSI en huelga de hambre. Al grupo inicial se unieron más artistas, cuya motivación ya no fue dicho reclamo, sino facilitar un diálogo. Finalmente, fueron recibidos por el Viceministro de Cultura Fernando Rojas, que anunció la apertura de una agenda consensuada de acuerdos.

A partir de este hecho, se creó una enorme bola mediática. Paradójicamente, las noticias sobre un constructivo diálogo entre gobierno y artistas, fueron acompañadas de titulares sobre “falta de libertad artística” o “represión” en Cuba. Algo particularmente escandaloso en los medios del Estado español, donde existe el mayor número de artistas con condenas de prisión de todo el mundo: catorce en 2019.

Los medios que nos hablan de “censura” en Cuba, censuraron la información sobre otro acto espontáneo en defensa de la Revolución que, un día después, reunió a muchos más jóvenes de La Habana, como han censurado en estos meses las campañas de boicot y cancelación de conciertos en EEUU de artistas de la Isla.

Ante estos sucesos:

– Denunciamos este intento de “golpe blando” desde EEUU, apoyado en la manipulación mediática y de redes sociales, en una operación de inteligencia dirigida a sectores de la juventud cubana.
– El MSI no representa ni a la sociedad cubana, ni a la juventud, ni a las y los artistas de la Isla. Es una marioneta mercenaria.

– Esta operación forma parte de la guerra híbrida contra Cuba, complementaria del bloqueo económico, financiero y comercial, que ha sido fortalecido con 130 nuevas sanciones durante la administración Trump.

– Los medios están manipulando la información, dando una falsa imagen de la política cultural de Cuba, donde se producen profundos debates críticos, existe diversidad y pluralidad, y se fomenta la libertad de creación y expresión. En Cuba, ciertamente, no se permiten las plataformas organizadas y financiadas desde Washington con fines de injerencia política.

Por todo ello:

– Condenamos este nuevo intento de desestabilización política desde EEUU, y exigimos el fin de la injerencia y el financiamiento de los programas de “cambio de régimen”, en los que se enmarca esta operación.

– Exigimos el levantamiento del bloqueo criminal a la Isla, que produce graves carencias a la población cubana.

– Nos solidarizamos con la Revolución y el Gobierno cubano, compartiendo su proyecto de perfeccionamiento del socialismo, única vía garante de la independencia y la justicia social.

– Reconocemos los esfuerzos de Cuba para superar las dificultades económicas provocadas por la situación sanitaria, endurecidas con 50 nuevas sanciones de la Casa Blanca en plena pandemia.

– Agradecemos el aporte internacionalista del Contingente médico cubano “Henry Reeve” en todo el mundo, y apoyamos la campaña internacional que pide para él el Premio Nobel de la Paz 2021.

– Apoyamos el diálogo en Cuba entre instituciones y artistas e intelectuales, así como los esfuerzos por integrar propuestas y sensibilidades, en el marco de la dignidad y la independencia nacional.

– Hacemos un llamado a todas las organizaciones del Movimiento de Solidaridad con Cuba a estar alerta. Esta operación no ha hecho más que empezar y la movilización es imprescindible.

La solidaridad no se puede bloquear. ¡Viva Cuba Socialista!

6 de diciembre de 2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *